Dinero | Noticias NuestroEstado.com | Photo by Karolina Grabowska
Dinero | Noticias NuestroEstado.com | Photo by Karolina Grabowska

El Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC, por sus siglas en inglés) aumentó las tasas un cuarto de punto del 0.25% al 0.50% en marzo, por primera vez desde 2018, y se prevé que aumente las tasas a corto plazo seis veces más este año. La invasión de Ucrania por parte de Rusia también está causando enormes dificultades desde el punto de vista humano y económico, lo que empeora la presión ascendente sobre la inflación en EE. UU. ¿Qué significan las tasas en aumento y los crecientes costos de los suministros y los servicios para los propietarios de pequeñas empresas? 

Tasas en aumento

Los aumentos en las tasas de interés podrían provocar préstamos más costosos, costos de tarjetas de crédito más altos y cambios en los hábitos de gasto del consumidor, todos los cuales pueden tener un impacto sobre los resultados económicos finales del propietario de una pequeña empresa. Para prepararse, estas son algunas sugerencias para los propietarios de pequeñas empresas en un ambiente de tasas en aumento:

  • Comuníquese con un representante bancario para pequeñas empresas: No hay ningún motivo para atravesar este ambiente de cambio a solas. Un representante bancario para pequeñas empresas puede ayudarle a entender sus opciones en función de su empresa y sus necesidades específicas.
  • Conozca su bienestar financiero: Debido a que la mayoría de las pequeñas empresas son privadas, se requerirá la realización de algunos análisis para entender su solvencia y viabilidad a largo plazo. La buena noticia es que hay algunas maneras establecidas para medir el bienestar financiero, como entender su balance general, la declaración de ingresos y el flujo de efectivo, lo que constituye un excelente punto de partida.
  • Verifique la presión ejercida sobre su empresa: ¿Qué sucederá si las tasas siguen subiendo? ¿Puede cubrir sus obligaciones de crédito y préstamo si los pagos también aumentan? Analizar diferentes escenarios para asegurarse de que su empresa pueda soportar cualquier tipo de cambio es siempre una buena idea.

VER TAMBIÉN >> Cómo Tener Un Plan De Ahorros Para Enfrentar El Aumento De Precios De Productos 

Revise cualquier préstamo de tasa variable que pudiera tener: Si tiene algún préstamo con tasa ajustable, estos aumentarán en función de las recientes medidas de la Reserva Federal. Considere la posibilidad de cambiar su préstamo con tasa ajustable a un producto de tasa fija para que cualquier cambio futuro en las tasas por parte de la Reserva Federal ya no afecte el costo de su préstamo.

Cree un plan para pagar su deuda con tasa de interés alta: Las tarjetas de crédito son las primeras en aumentar cuando suben las tasas, por lo tanto, dedique tiempo a crear un plan para afrontar la liquidación de esta deuda lo antes posible. 

La inflación alcanza su punto más alto en 40 años

Los propietarios de pequeñas empresas también están luchando contra los costos crecientes debido a la inflación en aumento. De acuerdo con la última encuesta de la National Federation of Independent Business (Federación Nacional de Empresas Independientes [NFIB, por sus siglas en inglés]), el 22 por ciento de los propietarios reportaron que la inflación era su problema empresarial más importante. Si bien muchos propietarios están aumentando los precios para poder lidiar con la inflación, estas son algunas otras sugerencias para ayudarle a compensar estos desafíos:

  • Desempolve su plan de emergencia: Este es un excelente momento para analizar escenarios hipotéticos y ver si su empresa está preparada para enfrentarlos. ¿Qué sucederá si sus suministros siguen aumentando? ¿Qué sucederá si hay cambios en los gastos de consumo y su empresa se ve afectada? ¿Qué sucederá si su arrendador, que está sometido a las mismas presiones, aumenta su arrendamiento? Será imposible analizar todos los posibles escenarios, pero piense detenidamente en los que podrían tener el mayor impacto sobre su empresa y asegúrese de estar preparado(a).
  • Implemente una reducción: Nunca es fácil reducir el personal, las ofertas de productos o las horas de trabajo; sin embargo, temporalmente, esta podría ser una opción hasta que los problemas que surgen como consecuencia de la creciente inflación puedan reducir un poco su intensidad. Examine su empresa en general y determine si hay algún área en la que se pueda hacer una pausa para volver a considerarla más adelante. 
  • Acceda a fondos adicionales: No tema obtener ayuda si la necesita. Comuníquese con un representante bancario para pequeñas empresas y analice la posibilidad de obtener un préstamo que le ayude con las fluctuaciones en el flujo de efectivo mientras continúan las presiones causadas por la inflación. La situación de cada pequeña empresa es diferente, y un representante bancario podrá ayudarle a determinar con prudencia los pasos a seguir. 

Con los aumentos en las tasas de interés y la inflación, este es un excelente momento para analizar la situación financiera de su empresa, buscar el apoyo de un representante bancario para pequeñas empresas y evaluar qué otros cambios podrían ser convenientes para su empresa durante este tiempo. 

La información y las opiniones son de carácter general, y no constituyen asesoramiento legal, de impuestos ni de inversión. Wells Fargo no garantiza la exactitud ni la integridad de la información, incluida, a modo de ejemplo, información proporcionada por terceros; no avala a las compañías, productos o servicios aquí descritos que no pertenezcan a Wells Fargo; ni asume ninguna responsabilidad con respecto al uso que usted haga de esta información. La información y las sugerencias con respecto a los resguardos y a la gestión del riesgo empresarial no necesariamente representan las prácticas empresariales o la experiencia de Wells Fargo. Comuníquese con sus propios asesores legales, financieros o de impuestos en relación con las necesidades específicas de su empresa antes de tomar medidas basándose en esta información.